Qué colores de pelo te favorecen según tu tono de piel

De vez en cuando apetece un cambio de imagen, sobre todo si con él nos vemos más favorecedoras. El cabello es, sin duda, nuestra mejor baza para conseguirlo de forma rápida gracias a los tintes.

Para que aciertes de lleno, desde la tienda de la peluquería Alpel te explicamos cuáles son los colores de pelo que favorecen a tu tipo de piel. 

Qué colores de pelo te favorecen según tu tono de piel

Qué color de pelo te favorece según tu tono de piel

¿Sabías que a cada persona le sienta mejor un color de pelo que otro? Esto no solo tiene que ver con el corte de pelo que lleves o tus facciones, sino con la pigmentación de tu piel, algo que está en estrecha relación con la cantidad y el tipo de melanina que tenemos.

Esta diferenciación es la que te ayudará a descubrir cómo elegir color de pelo y sacarle todo el partido, así que presta atención a los consejos que te recomienda el equipo de peluqueros de Alpel y a los tips para responder a la ya mítica pregunta: “¿qué color de pelo me favorece según mi piel?”.

Si tienes la piel pálida

Con las pieles muy claras funcionan bien los tonos que les aporten calidez, como ocurre con los rubios dorados, un color que te hará resaltar todavía más si tienes los ojos azules o verdes.

Evita el rubio platino, a no ser que lo compenses con un maquillaje en tonos tierra para que se vean tus rasgos.

Si no te gustan demasiado los rubios, siempre puedes decantarte por los cobrizos, los caobas o el rojo magenta, que aportan mucha personalidad y admiten un maquillaje más potente. 

Si tienes la piel clara rosada

Esta tonalidad tiene un punto más cálido que las pieles pálidas, así que para lograr un contraste lo mejor es elegir colores más fríos como los rubios platinos, los rubios claros o los ceniza.

Los castaños claros o medios con mechas doradas para darle más luz también son muy acertados, no como los rojizos, que acentuarán en exceso tu tono rosado. 

Si tienes la piel apiñonada

Si tu color de piel es moreno claro tienes un buen aliado en los tonos castaños, que realzan el moreno de tu piel. Podrás conseguir mayor luminosidad y verte más joven añadiendo unas mechas o reflejos claros de medios a puntas de forma degradada. 

Puedes optar también por un tono ceniza de base y unas mechas rubias claras doradas, una combinación de color que nunca pasa de moda y sienta fenomenal; o irte directamente al lado opuesto y elegir un negro azabache, un color lleno de elegancia. 

Si tienes la piel oscura o negra

Dependiendo de lo que pretendas conseguir, te funcionará mejor un color u otro. Por ejemplo, si tu objetivo es suavizar tus facciones y resaltar el tono de la piel no hay nada mejor como un tono de pelo más claro, como el caoba, el castaño caramelo o el marrón chocolate.

Por otro lado, un tono oscuro se fundirá con tu color de piel creando un conjunto muy armónico. En este punto en Alpel te recomendamos un negro azulado o un café rojizo.